0

Comparativa de tipos de hostings web

Teclado de ordenador

Hosting web gratuito (free)

Es el servicio de muchos de los servicios que ofrecen planes de hosting de pago para atraer clientes de forma gratuita y ofrecerles una servicio limitado y, en el caso de que quieran escalar en sus servicios poderles ofrecer fácilmente un servicio mejorado.

Otra de las formas de monetizar por parte de los ofertantes es poner anuncios en las páginas web que vayamos a realizar.

Normalmente son servicios limitados, más lentos y con mayor tasa de errores que los hostings de pago por razones obvias.

Deberíamos de utilizar este tipo de servicios para realizar pruebas, aprender a utilizar gestores de contenidos como WordPress, Joomla, Drupal, etc.

Pros: Gratuito

Contras: Más lentos, períodos de falta de servicio y pueden mostrar publicidad

Hosting web compartido (shared)

El hecho de que sea compartido significa que nuestro sitio web estará compartiendo máquina con otras web de otros clientes del mismo proveedor de hosting. El mismo servidor fí­sico, a través de su software, aloja múltiples sitios web, es por ello que son tan baratos, sobre los 3 a 10 euros al mes.

El hecho de compartir recursos de máquina con otras webs tiene sus riesgos relativos a la posible lentitud. Otro riesgo potencial es que las aplicaciones web de otras webs en nuestra misma máquina pueden comprometer la estabilidad de la nuestra. Los «vecinos» no los elegimos.

De todas formas es el servicio más contratado para alojar webs corporativas de pequeños negocios. El abanico de ofertas es muy amplio, y, en el caso de que un servicio funcione incorrectamente es fácil cambiar de hosting por otro.

Pros: Barato. Sin anuncios. Adecuado para la mayoría de las webs.

Contras: Puede ser temporamente lento o inestable.

Hosting web dedicado (dedicated)

El hecho de que sea una máquina dedicada significada que dispondremos de un servidor en exclusiva para nosotros, así como una conexión a internet con unos mí­nimos garantizados. Este tipo de hosting es mejor para sitios web que requieran recursos más elevados que una web estándar.

Tendremos el control total de la máquina de forma remota, y normalmente nos dan a escoger la forma de instalación y configuración de dicha máquina, como el sistema operativo elegido, versión y demás caracterí­sticas iniciales. Posteriormente podremos instalar y configurar lo que quisiéramos sobre dicha máquina, ya que tendremos control total sobre ella.

Los precios varían mucho dependiendo de la máquina contratada, el ancho de banda garantizado de conexión a internet, IPs asignadas, etc.

Pros: Mucho más estable, rápido y eficaz. Control total del servidor.

Contras: Más caro. Requiere mayor experiencia técnica para solucionar problemas.

Hosting web dedicado virtual

Es un servicio híbrido entre el compartido y el dedicado. Se parece al dedicado por que tendremos, supuestamente, control total de la máquina, y al compartido por que físicamente existen más web en el mismo servidor.

Esto se consigue instalando, por parte de los proveedores de servicio, máquinas virtuales para cada cliente en los diferentes servicios. Normalmente se asigna a cada cliente un porcentaje de recursos de sistema, por lo que, en teoría, no debería afectar el mal funcionamiento de otros clientes.

Al tener control total sobre la máquina virtual podremos instalar las aplicaciones web que queramos.

Pros: Conseguimos nuestro servidor privado virtual con velocidad y estabilidad garantizadas. Más barato que el hosting dedicado.

Contras: Hay que tener mucho cuidado en la elección de un buen servicio virtual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.